Paseo por el Norte

Paseo por el Norte

La lluvia es muy escasa en Lanzarote, de media llueve unos dieciséis días, y normalmente entre diciembre y febrero. Pero cuando llueve, a los pocos días, se produce una transformación en toda la isla; un color que casi es desconocido en el paisaje volcánico de Lanzarote se abre paso: el verde. Y para verlo en todo su esplendor lo que más me gusta es dar un paseo por el norte de la isla.

Paseo por el Norte 6

La parte norte de Lanzarote es la que más lluvia recibe, y eso hace que durante todo el año la vegetación sea más abundante. Pero en los meses de invierno, con la humedad y la lluvia, los marrones, rojos y negros del paisaje volcánico ceden su protagonismo al verde de los brotes y luego al colorido de las flores.

 

La mejor opción para visitar estos sitios es llegar en coche y luego pasear un poco para admirar las vistas, eso sí, ¡con cuidado de no acercarnos demasiado a los riscos!

 

Las Nieves

Paseo por el Norte 1

Uno de los lugares que me encanta visitar cuando hace “frío” es la ermita de Las Nieves, el mirador natural que hay allí es fantástico para hacer fotos. El camino que nos lleva hasta Las Nieves es un camino de tierra así que hay que tener cuidado con el coche, ya que con la lluvia es normal que se hagan pequeños barrancos que dificulten un poco la subida.

La ermita de Las Nieves se encuentra al norte del pueblo de Los Valles, en la parte alta del Risco de Famara, fue construída en el S.XV y reconstruida en el SXVIII después de que quedara destruida por los ataques de los piratas.

Paseo por el Norte 7

A nuestros pies se extiende el pueblo de Famara y su playa, una de las más conocidas de la isla, sobretodo por los amantes del surf.

 

Gayo

 

Para llegar a Gayo tenemos que ir en dirección a Guinate, toca subir otra vez por un camino de tierra dónde podemos dejar aparcado el coche en una gran zona plana, lo normal es encontrarse gente pasando el día, sobretodo los fines de semana.

Las Fuentes de Gayo es el nombre de la zona, que antiguamente, abastecía de agua a las poblaciones cercanas, donde construcciones de roca seca en forma de pozos surtieron de agua a los pueblos de Maguez, Haría y Guinate. La zona está repleta de terrazas y zonas de cultivo hoy en desuso. Lo mejor que podemos hacer es pasear por los caminos y acercarnos al risco para poder admirar el Archipiélago Chinijo desde otra perspectiva. 

Paseo por el Norte 2

 

Una de mis fotos favoritas es la que se puede sacar del macizo de Famara, como si alguien le hubiera pegado un gran mordisco.

Paseo por el Norte 3

O la estampa del pueblo de Guinate con el volcán de la Corona al fondo.

Paseo por el Norte 4

La verdad es que dar un paseo por el norte de la isla cuando ha llovido merece la pena, el paisaje de Lanzarote cambia de manera radical al poco de caer las primeras gotas, y dura tan poco ¡que hay que aprovechar para disfrutarlo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

to the top